Poesías, relatos, cine, música... Un remanso en medio de este apocalipsis (grupo EFDLT)

A LA VENTA EN AMAZON

A LA VENTA EN AMAZON
A LA VENTA EN AMAZON

jueves, 19 de febrero de 2015

Gripecito y su amigo Pablo (I) (Cuento inédito)

Gripecito es un virus niño de color naranja muy alegre. Sus papas lo tuvieron exactamente un viernes de enero por la noche en una confortable habitación entre la nariz y la garganta de un niño humano llamado Pablo. La familia de Gripecito es muy grande, tiene tantos hermanos que aún no los conoce a todos, se podría decir que son muy felices porque pasan todo el tiempo bañándose en mocos, enjuagándose después en saliva, colonizando pituitarias, viajando hasta la boca para jugar al escondite entre los dientes y saltar hasta no poder más sobre la lengua, siempre terminan deslizándose por el vertiginoso tobogán de la tráquea antes de volver a casa como experimentados escaladores de gargantas.

Toda la familia se encontraba reunida para cenar el domingo, sus padres, conscientes de que más pronto que tarde los expulsarían violentamente al exterior estampándolos en una fría baldosa o en un pañuelo de papel que terminaría en el cubo de la basura o, peor aún, atacados sin piedad por los soldados anticuerpos del joven humano, decidieron prepararse para explorar otros mundos y cambiar de casa aprovechando un ataque de tos de Pablo —el ataque de tos era más controlable que un imprevisible estornudo a propulsión—. Era una tarea muy arriesgada, heroica incluso, habrían de espera el momento idóneo, justo el instante en el que Pablo estuviese rodeado de otros niños, por eso el colegio era el lugar perfecto. Tendrían que descender a la boca y colocarse justo en la punta de la lengua y esperar ahí hasta que el niño tosiera. La punta de la lengua era el lugar más incierto para cualquier tipo de virus, desde allí, con suerte, podrían alcanzar a otro humano en el que vivir un tiempo confortablemente pero, si cometiesen el más mínimo error desaparecerían olvidados y hambrientos en una desangelada pared o aplastados en un inhóspito suelo de tierra o de cerámica. 

Dibujo: Pablo
Texto: Papá de Pablo


domingo, 15 de febrero de 2015

Ha llegado el momento de compartir "Cuentopoemas"

Ha llegado el momento de compartir lo que sea esta página. Cuentopoemas ni fabrica ni vende estos productos, simplemente los diseña.
Sé que no son baratos pero...No hemos encontrado otra forma de hacerlo.
Espero que sean de vuestro agrado.



La belleza siempre tan ambigua
excepto entre hilos de saliva.

La verdad tan austera como nunca

por los arrabales de la cordura.
Y lo que soy nunca encuentra
un lugar sereno dentro del tuyo.
La maldición de matarnos y
resucitar sin remedio, y sin saber
por qué, nunca escarmentamos,
es la única locura sensata
que conocemos para perdurar
 (Antonio Ruiz Bonilla)


lunes, 2 de febrero de 2015

Lecciones para niños sobre animales: El gorrión

Lecciones para niños sobre animales:

El gorrión

El gorrión común es un ave o pájaro pequeño de la familia de los paséridos —paséridos o passeridae es la familia a la que pertenecen todos los tipos de gorriones que existen—. Todas las aves son ovíparas, eso significa que las crías no nacen de la barriguita de sus mamás sino de los huevos que éstas ponen después de que los de sus papás las dejen preñadas. Los pollitos, que suelen ser unos cuatro, rompen el cascarón del huevo y empiezan a piar a sus madres para que les den de comer. No toman leche como nosotros los mamíferos, comen lo mismo que sus padres pero en trocitos pequeños o papillas. Las aves más famosas son las palomas de los parques, el búho de los magos, y el cuervo malo de las pelis y, por supuesto, las cigüeñas porta bebés y los gorriones, a los que les gusta vivir cerca de nosotros los humanos, como a las ratas de ciudad, a las cucarachas de ciudad y a los perros abandonados o callejeros de ciudad. La cría de gorrión se llama gurriato pero antes de internet todos la llamábamos gorrioncito. Los pájaros crecen muy rápido, por ello no paran de comer mientras están despiertos. Como el gorrión es diurno come durante todo el día. Son omnívoros como nosotros, así que comen casi de todo  y sus papás no paran de llevarles al nido semillas, insectos, pan de hamburguesa y gusanitos vivos o de maíz en bolsa. Al contrario que los gorriones hay otros pájaros que son nocturnos, así que duermen de día y comen de noche como el búho y la lechuza; otros solo se alimentan de insectos como las golondrinas, o de semillas como los canarios o los jilgueros.
Estos pequeños pájaros viven unos ocho años en libertad y, al menos, trece si le obligamos a ser nuestras mascotas. El gorrión es de color pardo con manchas negras y rojizas, el macho es un poco mayor que la hembra, además tiene unas plumas negras debajo del pico en forma de babero. Son sedentarios, lo que significa que viven en el mismo lugar durante toda su vida. Defienden con mucho valor sus nidos y a sus crías alternándose ambos en el cuidado de su casita y en la alimentación de sus hijos. Cada año pueden tener una pareja diferente pero mientras sus crías les necesiten no se divorciarán jamás.
Las aves o pájaros son descendientes de los dinosaurios. Poco a poco fueron perdiendo los dientes y le crecieron plumas y alas para poder volar por el aire. Así podían escapar del resto de dinosaurios y atrapar a sus presas rápidamente cayéndoles desde el cielo como malvados ángeles.
Los gorriones son muy inteligentes. Pertenecen al grupo de animales que seguramente sobrevivirían en caso de haber un desastre natural en la tierra, junto a las ratas, las cucarachas, y seguro que a algunos seres humanos a los que no les afecten demasiado los desastres ni las miserias.

Si algún día veis a un gorrioncito en vuestro pueblo o ciudad que aún no vuela y que ha perdido a su madre, cogedlo, alimentadlo y en cuanto vuele, dejadlo libre para que pueda tener familia y hacer que los dinosaurios sigan dominando el cielo como antes la tierra.  

Related Posts with Thumbnails